Seventh-Day Adventist Church

Asociación Venezolana Central - AVC Cerca de Tí Ccs...

Menu

la Iglesia adventista se une al dia mundial de no fumar

   Con la premisa de que el cuerpo humano es "templo del Espíritu Santo", los adventistas creemos que tenemos un deber fundamental con nuestro Dios en la preservación y cuidado de nuestro organismo, algo que sin duda nos ayudará a cuidar nuestra salud y honrar con el testimonio de una vida saludable la creación de Dios. Bajo este concepto, la Iglesia Adventista del Séptimo Día se une al rechazo mundial contra el tabaco y todos sus derivados en el día mundial de no fumar.

   El rechazo al cigarrillo y un poderoso Sí ala vida debería ser la consigna principal de cada persona ante los miles de efectos negativos comprobados que tiene el terrible hábito de fumar. La nicotina  y el alquitrán lideran un grupo de 4.027 químicos en el cigarrillo, de los cuales 200 son venenos conocidos y 60 son cancerígenos. Contra estos terribles actores que podrían atacar el cuerpo humano si se cae en el vicio del humo, la Iglesia Adventista del Séptimo Día permanece activa en la concientización y prevención a toda la comunidad de este terrible vicio.

   El tabaquismo es una enfermedad que afecta la población mundial, sin distinguir fronteras, género, edad, estrato social o religión. Es la principal causa de enfermedad y muerte prematura prevenible, que se manifiesta en la región de América Latina como un grave problema de salud pública, con una cifra estimada de 120 millones de fumadores. Las estadísticas señalan que el tabaco es responsable de más de 25 enfermedades mortales y discapacitantes; del 90% de los casos de cáncer de pulmón; 30% de los casos de cáncer; 85% de los casos de bronquitis crónica y enfisema; 30% de las muertes por enfermedad cardiovascular y se estima que terminará con la vida de la mitad de sus consumidores crónicos.

   La adicción a la nicotina que genera el tabaco está considerada como una condición médica recurrente. Según datos de la Organización Mundial de la Salud, menos del 5% de los fumadores que intentan dejar el tabaco sin apoyo se mantienen sin fumar al paso de un año. Dejar de fumar requiere de arduo trabajo y mucho esfuerzo, el apoyo médico es de vital importancia en este proceso para dejar el tabaco para siempre.